Señalan que en la actualidad el uso de los aparatos provoca un grado alto de dependencia.

El uso de los teléfonos celulares se ha vuelto una adicción, señalan expertos y lo comparan con quienes son adictos a alguna droga.

El especialista Gustavo Martos, de Servicios de Atención Psiquiátrica, señala que a esto se le conoce como “nomofobia”, que es el miedo de muchas personas a estar lejos de sus teléfonos celulares.

Derivado de la frase en inglés “no mobile phone”, la nomofobia puede provocar en algunos pacientes síntomas parecidos a los que un consumidor de drogas sufre, como lo es el deseo de una nueva dosis.

Deja tu comentario

  • (not be published)